PAGINAS DEL BLOG

¿SENTIMIENTO IDENTITARIO O FASCISMO CATALAN?


No es la primera ocasión en la historia de España que las élites de poder catalanas provocan enorme inestabilidad en periodos de mayor debilidad de la Corona: contamos una guerra civil en Cataluña (1462–1472) perteneciendo a la Corona de Aragón, otra guerra civil catalana, la de los Segadores (1640-1652), perteneciendo a la Corona Española, llevaron el conflicto internacional de la Guerra de Sucesión al interior de la península en 1704. Y habría que añadir su influencia en las guerras carlistas del s. XIX y la inestabilidad política que provocaron en Cataluña a principios del s. XX. 

Pero estas élites catalanas no habían buscado nunca la secesión de España ni tampoco se habían sentido ajenas a la Corona. El único episodio en que Cataluña puede alegar un intento de secesión fue la Guerra de los Segadores, provocado por sus élites de poder para evitar que el campesinado catalán continuase asesinándoles, y acabó en una guerra civil en la misma Cataluña.

No ha sido solo un tema de sensatez (“seny” catalán). Las élites catalanas no querían la independencia del resto de la Corona Española, primero porque no disponían de capacidad bélica suficiente para defenderse de otras potencias europeas, y después porque se encontraban muy cómodas dentro de la Corona Española.

La Corona Española mantuvo una posición hegemónica en Europa al menos por siglo y medio. Y dentro de la Corona, todos los consejeros catalanes eran nombrados Grandes de España, gozando de importantes privilegios además de poder comercializar con América. Su negocio dependía del Mediterráneo, protegido por la fuerza naval de la Corona, y del comercio interno con esta. Y desde mediados del s. XVII crearían un beneficioso comercio en las colonias americanas cuando tuvieron
capacidad económica para explotarlas.

El interés de la alta nobleza catalana fue el de castellanizarse tratando de equipararse a las grandes familias nobiliarias castellanas, uniéndose a estas mediante casamientos, a la vez que despreciaban su lengua y cultura por un castellano imperial que entonces se entendía como la lengua elegante. Y en ese proceso siguieron manteniendo sus privilegios medievales mientras trataban de mejorar su posición dentro de la Corona Española.

Y del mismo modo, la unión de la población de los diferentes reinos fue un fenómeno gradual y natural, debido al aumento de las relaciones comerciales entre ellos y a la libertad de movimiento que existía dentro de la Corona.

Juan de Valdés afirmaba en 1535 que «la lengua castellana se habla no solamente por toda Castilla, pero en el reino de Aragón, en el de Murcia con toda el Andaluzía y en Galizia, Asturias y Navarra, y esto aun hasta entre la gente vulgar, porque entre la gente noble tanto bien se habla en todo el resto de Spaña». En el siglo XVI el tortosino Cristòfol comenta que “en las ciudades grandes y en los pueblos que están junto a los caminos reales apenas queda ya nadie que no sepa hablar castellano”. En ese siglo y durante los dos siguientes desaparece progresivamente y casi por completo la literatura culta en catalán, reemplazado principalmente por el castellano.

No existieron imposiciones. Entre las causas que impulsaron a los catalanes a aprender la lengua castellana se encuentra el comercio textil catalán, que necesitaba de la lana castellana y Castilla necesitaba de la industria catalana. El hecho de permanecer juntos durante siglos hizo que los diferentes pueblos de España compartiesen tradiciones, intereses y una misma lengua.

Difícilmente el nacionalismo catalán de nuestros días puede alegar algún tipo de sentimiento identitario del pueblo catalán hacia Cataluña durante la Edad Media o el Antiguo Régimen, porque sencillamente esto no existía. El sentimiento identitario en la época estaba determinado por la religión, es decir, ser cristiano, o a lo sumo hacia la figura del rey, que aglutinaba a todos los vasallos de un reino. El sentimiento identitario hacia un territorio mayor que el pueblo de cada uno, era algo elitista que se daba entre la alta nobleza, hacia su Corona.

Las naciones tal y como hoy las conocemos, son una invención de principios de s. XIX, una vez la monarquía fue destruida por la revolución francesa. Se había de justificar la unidad entre territorios que históricamente se habían mantenido unidos bajo la figura de un rey, cuando el rey ya no existía. El nexo de unión se convertía ahora en la nación. Fue una idea liberal, en la que teóricamente esa nación nacía de la voluntad de los pueblos de estar unidos.
La invasiones napoleónicas provocaron una buena dosis de fervor nacionalista en base a esta idea liberal, especialmente en aquellos estados ocupados por las tropas napoleónicas, y desde luego en España, ese fervor nacionalista se sintió por todos los españoles, catalanes incluidos, hacia la patria española. Diputados catalanes corrieron a Cádiz en 1812 para firmar la primera Constitución Española, “La Pepa”.

Pero la creación de estas nuevas naciones en Europa lamentablemente coincidió con el periodo de mayor decadencia y debilidad vivido por España en muchos siglos. Las ideas de la revolución francesa también calaron en las colonias americanas, y comenzaron los procesos de independencia tanto en el norte como en el sur americano desde finales del s. XVIII hasta finales del XIX.

El sentimiento patriótico no sería el mismo hacia un Estado que era la cabeza de un imperio con importantes riquezas gracias a sus colonias americanas a principios de s. XIX, que el que se pudiese sentir a finales de siglo, en 1898 exactamente, cuando España perdía la última de sus grandes colonias, Cuba.

Cuba había permitido a la oligarquía industrial catalana crear una floreciente industria, disfrutando a la vez de un protegido mercado interno en España. De hecho, fue la insistencia de la oligarquía catalana en mantener a Cuba como una colonia, oponiéndose a la cesión del estatus de autonomía que ofrecía el gobierno, lo que provocó la guerra de la independencia cubana, y su posterior pérdida. El nacionalismo catalán se ha preocupado de culpar al Estado español sobre esta pérdida, olvidando la responsabilidad de las élites catalanas en ello.

España sin sus colonias aparecía ahora desnuda mostrando en lo que los siglos de la “vida fácil” de colonialismo americano la habían convertido: Un país muy descentralizado, mal organizado, corrupto y con una paupérrima industria que suministraba a una población mayoritariamente rural.

En esta tesitura de decadencia, el nacionalismo liberal coincidió con otro tipo de nacionalismo, el germano o romántico, que se basaba más en la mitología de los pueblos, en la historia y en la raza. No era la voluntad de los pueblos lo que hacía la nación, sino el territorio natural del que había emanado un pueblo, o una raza de hombres. Como podrán suponer, es este el tipo de nacionalismo que originó los futuros fascismos.

Y para sorpresa de todos, a mediados del s. XIX, en ese periodo de decadencia de la historia española, ese nacionalismo romántico generó entre la burguesía catalana lo que llaman la Renaixenca: un movimiento cultural sin fines políticos en principio, que trataba de rescatar la cultura, tradiciones y lengua catalanas que se habían perdido durante siglos en los que las élites catalanas se habían castellanizado.

A finales del s. XIX, toda Europa se encuentra sumida en una profunda crisis, que empeoraría aplicando en todas las potencias europeas el mismo proteccionismo económico que tan incompetente había hecho a la industria española. España, como el resto de Europa, se enfrentaba a una enorme inestabilidad social. Las diferentes tendencias sociales concebidas para construir el mundo, desde socialistas, capitalistas, fascistas, anarquistas y un sin fin de tendencias a los que el proletariado, burgueses y campesinos se adherían según sus intereses, se fueron radicalizando convirtiendo a unos y otros en verdaderos pistoleros. Las consecuencias de esa espiral de proteccionismo económico e inestabilidad social provocaría dos guerras y dos crisis mundiales, entre ellas la Gran Depresión de los años 30, y una guerra civil en España.

Es en este periodo de final de siglo, cuando el nacionalismo catalán comienza politizarse, y a principios del s. XX ya ha formado partidos políticos nacionalistas auspiciados por la poderosa oligarquía catalana. Esta élite de poder afincada en Barcelona, cuyos privilegios medievales les habían convertido en Grandes de España, ahora mostrarían verdadero desprecio hacia esa españolidad. 

El nacionalismo conservador catalán de finales de s. XIX engendró el germen identitario en la sociedad catalana, y es entonces cuando se crearán muchos de los mitos y tradiciones que hoy conocemos en Cataluña.

En este periodo se comenzó a realizar la ofrenda de flores de la Diada, como hoy se hace, y en 1888 se construye la estatua a Casanova, que ahora sería testigo de los actos reivindicativos del nacionalismo catalán, conmemorando la caída de los catalanes en la guerra de Sucesión, interpretado ahora como la pérdida de sus instituciones y libertades.

Pero la realidad es que las cortes catalanas fueron perdiendo poder desde la entrada de la dinastía Trastámara en la Corona de Aragón a principios de s. XV, y dicha dinastía creó la Generalitat y Diputación. Estas instituciones a su vez reconocieron a la Monarquía Hispánica como autoridad suprema por encima de sus constituciones desde su inserción en la Corona Española a principios de s. XVI.

La mayor parte de la simbología nacionalista catalana es de reciente invención, comienza a aparecer a principios del s. XX.

“Els Segadors” es una adaptación de finales del XIX de un romance popular del siglo XVII, y fue aprobado por ley del parlamento catalán en 1993, como himno de Cataluña. La canción rememora el día del “Corpus de Sangre”, en que segadores temporeros catalanes se levantaron en 1640 contra los representantes del gobierno central y catalán, y contra sus burgueses.

La Sardana, que en el 2010 la Generalitat de Cataluña declaró elemento festivo patrimonial de interés nacional, sigue el estilo de baile en corro más extendido del mundo. El creador de la sardana moderna fue Jose Maria Ventura Casas, natural de Jaén, a mediados del s. XIX. Hasta entonces, el baile tradicional por excelencia en Cataluña era la jota y el baile de los bastones. Esta última es la danza tradicional catalana más antigua, cuyas primeras referencias escritas datan del siglo XII, y también es muy popular en Aragón.

La bandera independentista catalana, la estelada, que hoy encontramos colgada de un buen número de balcones por toda Cataluña, evoca a la bandera de Cuba. El motivo es que su diseñador, Vicenç Albert Ballester, un catalán afincado en Cuba, sintió a principios del s. XX la independencia cubana como inspiración de una futura independencia de Cataluña, y copió la bandera de la nueva Cuba libre. Resulta contradictorio pues Cataluña fue la mayor beneficiada de la explotación de Cuba hasta impedir la concesión de su autonomía, detonante de la guerra de la independencia cubana.

Ese nacionalismo identitario catalán acabaría contagiándose de los fascismos europeos. Aparecerían los prejuicios contra una población castellana a la que las desamortizaciones liberales había arruinado, sufriendo elevado nivel de analfabetismo y pobreza. Comenzó el desprecio hacia España y lo español, ya no solo por la élites, sino también por parte de la sociedad catalana.

El historiador, Joan- Lluís Marfany, uno de los mejores conocedores de este periodo, explica que “el
racismo los impregna a todos, como impregna toda la cultura de la época”.

Valentí Almirall en Lo catalanisme (1886), ya indicaba que existe una raza catalana, de origen ario-gótico, superior al resto de pueblos peninsulares, de raíces semíticas.

En 1899, Bartomeu Robert, recién nombrado alcalde de Barcelona, pronunció la primera de una serie de conferencias tituladas "La rassa catalana". Ante el escándalo levantado en toda España, los catalanistas reaccionaron de forma victimista acusando de tratarse de una tergiversación maliciosa por parte de "Madrid".

Joan Bardina, dedicó una larga serie de conferencias divulgativas donde se va conformando la imagen de una España «africana» agrícola, burocrática y semita, frente a una Cataluña «europea», industrial y aria.

Enric Prat de la Riba, el arquitecto del catalanismo político, reformulará estas ideas, explicando que los catalanes no son una «raça antropológica», sino una «raça histórica». “Las naciones son distintas porque la raza, pero sobre todo la historia, las han hecho diferentes. La «castellanización» de Cataluña sólo es «una costra sobrepuesta, una costra que se cuartea y salta, dejando salir intacta, inmaculada, la piedra indestructible de la raza”.

Existen otros muchos ejemplos por parte de otros tantos políticos y autores nacionalistas catalanes de la época, ofreciendo opiniones de carácter aún más xenófobo y desagradable hacia los castellanos y andaluces.

Pero no sería el nacionalismo catalán conservador el que, en aquellos tiempos, supusiese una mayor amenaza para el gobierno central. Estas élites catalanas mantenían enormes intereses económicos dentro de la península, y más bien buscaban la protección de ese mercado interno. Por el contrario, la I República se enfrentaba por entonces a procesos que independizaban en cantones anarquistas ciudades de toda España, especialmente en Castilla y Valencia. Contradictoriamente, estos conservadores nacionalistas catalanes apoyarían la dictadura de un anticatalanista declarado como Primo de Rivera, y muchos también la dictadura franquista, tratando de sofocar la creciente inestabilidad provocada por el
proletariado.

La oleada inmigratoria de los años 20 y 30 procedente de Murcia y Almería, provocó entre el proletariado catalán un sentimiento de aversión hacia los nuevos inmigrantes. Y ese desprecio a lo español provocado por el nacionalismo conservador, fue aprovechado por los nuevos partidos nacionalistas de izquierda, como ERC, para atraer a una masa proletaria radicalizada que si implicaría un problema de inestabilidad social mucho mayor.

En la obra de Pere Mártir Rosell i Vilar se hallan las posiciones más racistas y xenófobas. Diputado al Parlament como representante del ala radical de ERC, publicó en 1917 el folleto Diferéncies entre catalans i castellans. Les mentalitats específiques, donde se expone que la mezcla entre ambos conduce a la "degeneración biológica".


Un nacionalista de izquierdas como Aymá i Baudina distinguía «entre los obreros auténticos que pasan hambre en silencio» y «los vagos forasteros que hablan siempre en castellano». Antoni Rovira i Virgili, uno de los pioneros del catalanismo de izquierdas, en su libro La nacionalització de Catalunya (1914) planteaba que la relación entre Cataluña y Castilla (por España) está marcada por "una irreductible oposición espiritual", y explicaba que la inmigración es un factor de «descatalanización», proponiendo una decidida política de defensa de la
lengua y la asimilación lingüística de los inmigrantes.

El lector puede pensar que estos párrafos son una exageración, o algo que ya ha pasado y nada tiene que ver con lo que hoy estamos viviendo. Pero las manifestaciones xenófobas mostrando inquietud por el contagio étnico de la inmigración se mantienen hoy vivas entre altos representantes del nacionalismo catalán.

El expresidente de la Generalitat, Jordi Pujol, que durante tantos años de democracia gobernó en Cataluña, publicaba en 1976:

“El hombre andaluz no es un hombre coherente, es un hombre anárquico. Es un hombre destruido [...], es generalmente un hombre poco hecho”.

Heribert Barrera presidente de ERC hasta 1995 y ex-President del Parlament de Catalunya, escribía en 2003:

“Si continúan las corrientes migratorias actuales Cataluña desaparecerá (...) Eso claro está si la entendemos como una nación, con su lengua, su cultura y su historia y no como un simple territorio (...) ¿Hasta qué punto el asimilacionismo español triunfará por cuestión de número? No lo sé. Tengo la esperanza de que quizá podamos aguantar…”

Y sin necesidad de retroceder más que al año 2011, la consellera de ensenyament, Irene Rigau, expresaba que están “catalanizando el sistema educativo” dedicándose a “traspasar la tradición y generar la historia” para así hacer una escuela pública que “funde diferentes grupos étnicos en un solo pueblo”.

Toda la documentación que existe sobre la historia de Cataluña, así como todos los historiadores imparciales, la encuentran tan íntimamente ligada a la historia de España, como para no poner en duda que siempre ha sido parte de ella.

El gobierno socialista en democracia ha desarrollado un modelo autonómico que ha convertido España en uno de los estados más descentralizados de Europa con casi dos decenas de parlamentos, cuatro lenguas cooficiales, y competencias fiscales, educativas y sanitarias transferidas a sus autonomías.

Pero el complejo hacia el nacionalismo español ha hecho a los españoles excesivamente tolerantes con los nacionalismos regionales, cuando estos nacionalismos se sostienen en los mismos ideales de la etnia, de los mitos e tergiversaciones de la historia propios de todos los regímenes fascistas que azotaron Europa en el siglo pasado.

Y la clase política nacionalista catalana ya estaba estigmatizada por el fascismo de principios del s. XX, induciendo al odio hacia lo español para exacerbar su sentimiento identitario. Se han preservado y potenciado todos los actos del imaginario nacionalista catalán creados en este periodo.

El resultado del apoyo estatal al desarrollo autonómico, transfiriendo competencias a diferentes autonomías en materias como educación, patrimonio histórico y cultural, publicidad, obras públicas, etc, han tenido los siguientes resultados en la generalitat de Cataluña:

• Libro de 5º de Primaria «Conocimiento del Medio Social y Cultural», de la editorial Santillana (pags. 8 y 12): «Cataluña es un país situado al nordeste de la Península Ibérica» y compara su extensión (de 32.000 km2) con la de otros países como los Países Bajos o Bélgica.

• Escànner 6. Los límites de la libertad. Ciencias Sociales. Segundo ciclo de ESO: «el acatamiento del marco constitucional vigente no significa la renuncia del pueblo catalán a la autodeterminación».

Se podrían poner cientos de ejemplos que cualquiera de ustedes pueden observar con facilidad y libremente en Internet si se interesan en el tema.

En 2005, durante el tripartito, se produjo un aumento exponencial de las denuncias ante el Defensor contra la discriminación del castellano por parte de la Administración catalana, llegándose a contabilizar 1.800, entre individuales y promovidas por colectivos. Se ha atacado principalmente al comercio minorista, siendo estos los que han recibido un 76% de denuncias por vulnerar la normativa lingüística.
Los nacionalismos regionales no han tenido ni impedimento ni oposición a esta labor pedagógica de promoción identitaria y tergiversación de la historia a lo largo de la treintena de años en democracia, lo que ha producido un apoyo a la secesión en plena crisis económica de un 47% de la población catalana en 2013.

Y el nacionalismo en Cataluña no ha tenido más que aplicar los once principios de la propaganda elaborados por Joseph Goebbels  y llevados a la práctica por el partido nazi.  

Comprueben ustedes mismos las similitudes con el argumentario nacionalista que encontramos a diario en los medios:


  1. Principio de simplificación y del enemigo único. Adoptar una única idea, un único Símbolo; Individualizar al adversario en un único enemigo.

CATALUNYA, UNA NACIÓ, CONTRA ESPANYA






  1. Principio del método de contagio. Reunir diversos adversarios en una sola categoría o individuo; Los adversarios han de constituirse en suma individualizada.
ESPANYOLS.





  1. Principio de la transposición. Cargar sobre el adversario los propios errores o defectos, respondiendo el ataque con el ataque. “Si no puedes negar las malas noticias, inventa otras que las distraigan”

ELS ESPANYOLS SÓN UNS FEIXISTES ANTIDEMOCRATICS I CORRUPTES.





  1. Principio de la exageración y desfiguración. Convertir cualquier anécdota, por pequeña que sea, en amenaza grave.

LAS DECLARACIONES DE UN GENERAL JUBILADO FUERON TRATADAS COMO UNA AMENAZA BÉLICA.





  1. Principio de la vulgarización. “Toda propaganda debe ser popular, adaptando su nivel al menos inteligente de los individuos a los que va dirigida. Cuanto más grande sea la masa a convencer, más pequeño ha de ser el esfuerzo mental a realizar. La capacidad receptiva de las masas es limitada y su comprensión escasa; además, tienen gran facilidad para olvidar”.

ESPAÑA NOS ROBA, LOS CASTELLANOS SON UNOS RENTISTAS Y LOS ANDALUCES UNOS VAGOS.





  1. Principio de orquestación. “La propaganda debe limitarse a un número pequeño de ideas y repetirlas incansablemente, presentadas una y otra vez desde diferentes perspectivas pero siempre convergiendo sobre el mismo concepto, sin fisuras ni dudas”. De aquí viene también la famosa frase: “Si una mentira se repite mil veces, acaba por convertirse en verdad”.

ESPANYA ENS ROBA, ESPOLI, AGRAVIO, ESPANYA CULPABLE DE LA NOSTRA RUÏNA





  1. Principio de renovación. Hay que emitir constantemente informaciones y argumentos nuevos a un ritmo tal que cuando el adversario responda el público esté ya interesado en otra cosa. Las respuestas del adversario nunca han de poder contrarrestar el nivel creciente de acusaciones.

DEL EXPOLIO PASAMOS AL CONFLICTO, AL ADELANTO ELECTORAL, DE AHI A LA VOTACION DE UNA CONSULTA, A LOS VIAJES A MOSCU, A LA CREACIÓN DEL TRIBUNAL DE TRANSICIÓN, LUEGO LA EQUIPARACIÓN A KOSOVO, Y EL CONJUNTO DE ESTUPIDECES CON QUE NOS ENTRETIENEN TODAS LAS SEMANAS EN TODOS LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN.





  1. Principio de la verosimilitud. Construir argumentos a partir de fuentes diversas, a través de los llamados globos sondas o de informaciones fragmentarias.

DEL REFERENDUM ESCOCES PASAMOS A LA DECLARACIÓN UNILATERAL KOSOVAR, DE LLEVAR A UN NOBEL AL PARLAMENTO CATALAN, A LOS ACADEMICOS DEL COLLECTIU WILSON, ETC



  1. Principio de la silenciación. Acallar sobre las cuestiones sobre las que no se tienen argumentos y disimular las noticias que favorecen al adversario, también contraprogramando con la ayuda de medios de comunicación afines.

TAL Y COMO LA UE EXPONE QUE LA INDEPENDENCIA IMPLICA LA SALIDA AUTOMATICA DE ELLA, LOS NACIONALISTAS HABLAN DE COMPLOT DEL ESTADO ESPAÑOL, Y FINALMENTE ASEGURAN QUE LA UE NO PODRIA DESPRENDERSE DE 7 MILLONES DE HABITANTES, ETC





  1. Principio de la transfusión. Por regla general la propaganda opera siempre a partir de un sustrato preexistente, ya sea un mito nacional o un complejo de odios y prejuicios tradicionales; se trata de difundir argumentos que puedan arraigar en actitudes primitivas.

SOM ESPANYOLS DES DEL 1714 PER DRETS DE CONQUESTA





  1. Principio de la unanimidad. Llegar a convencer a mucha gente que se piensa “como todo el mundo”, creando una impresión de unanimidad.

POCO MÁS DE UN 47% DE LOS VOTOS QUE PARARON A PARTIDOS NACIONALISTAS SE VENDE COMO UNA MAYORÍA INDEPENDENTISTA DE MÁS DEL 65%.





SOLIDARIDAD.NET 

INMIGRACIÓN, NACIONALISMO y RACISMO. El caso catalán

http://www.solidaridad.net/noticia/410/inmigraci-o-n-nacionalismo-y-racismo-el-caso-catalan




70 comentarios:

  1. genial ! muy bueno, lo voy a difundir, son cosas que yo ya intui hace mucho tiempo, de hecho, si lees el articulo de mi blog " ¿es posible sentirse catalan y español, por favor ?" lo veras reflejado de alguna forma.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por su comentario, me ha gustado mucho el escrito en tu blog. Me quedo con esto por usted escrito: mi análisis y mi razón me indican, que aquí lo que está sucediendo es la destrucción de una parte de la historia de un pueblo, el catalán, que a mí entender no se puede explicar sin España, a pesar de todo.

      Eliminar
  2. España terminará como Yugoslavia...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre Jordi, no me veo cogiendo tampoco un fusil para defender la unidad de España, creo que último que aún guardaba alguno con este fin era el difunto Manuel Fraga.

      Eliminar
    2. Si os quereis ir, pues iros.
      no os vamos a dar el gusto de ver el pais arruinado por los charnegos que vivis alli, no mereceis la pena.
      iros, pero YA.

      Eliminar
    3. Desde Menorca te digo que siendo un nativo y hablando el dialecto local jamás me he sentido catalán ni he simpatizado con el nazionalkatalismo al que francamente detesto.En las Baleares los separatistas son 4 gatos callejeros que comen lo que les sirven sus patrocinadores desde Carcaluña o el gobierno autónomo cuando está en manos de los antisistema.

      Eliminar
  3. Hola soy un catalán de más de más 17 generaciones y estoy de acuerdo en todo. No tengo nada más que decir.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por que Ud es Catalan de verdad, no es un charnego independentista descerebrado, y sin duda, se ha molestado en lleer historia y antecedentes.
      Gracias a personas cabales y sinceras como Ud.

      Eliminar
  4. El régimen catalán que se ha instalado y arrastra a la población a solicitar la independencia, utiliza la ignorancia que existe sobre el verdadero poder del castellano en el mundo. Hacen ver este idioma como minoritario casi inútil, que lo hablan 4 gatos en el mundo; cuando la verdad es bien distinta es el segundo idioma más importante del mundo. Hablado por más de 400 millones de personas y lengua oficial en casi 30 países. A todo esto estarían renunciando las generaciones venideras de catalanes. Tener entre sus dos idiomas nativos el español no es un lastre ni un capricho es una herramienta de comunicación con el mundo. Y una gran ventaja a la hora de viajar o hacer negocios internacionales.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por su comentario Alejandro. En todo caso estoy convencido que si finalmente Cataluña se independizase, cosa que no creo, harían una mayor intención de hablar castellano, y lo venderían más como algo propio, que lo que hoy día hacen. Aunque solo fuese por tratar de mantener en el mercado español la cuota del 50% de ventas que Cataluña tiene en este.

      Eliminar
  5. Un gran articulo, fundado, basado y veridico, en la historia escrita.
    Claro, este articulo dolerá a los independentistas que solo han escuchado lo que le cuentan y nunca se han molestado en leer la Historia de España y de las provincias catalanas.
    El lavado de cerebro es la primera causa de los intolerantes y de los anti democratas nazis, despues todo son zombies descerebrados a su servicio.
    Y yendo a la absurda independencia de cataluña, con la que tantyo unos como otros perderian, pero sin duda mas cataluña, por mi, que se vayan de una vez, dejen ya de dar por saco y de incordiar y crear inquietudes en el resto de España.
    Que se vayan, veremos que pasa cuando se conviertan en los mendigos de Europa.
    Pero que se vayan YA y dejen de incordiar.
    Todos estos independentistas son catalanes de una geeracion, osea, charnegos que solo entienden lo que les cuentas los politicos de alli que buscan forrarse de dinero, como los Puyol y el Mas, y no se molestan en averiguar la verdadera historia.
    Adios catalanes, tanta paz lleveis como paz dejais.
    Por ultimo, solo recordar que si al final os vais, es por que queremos, pues solo teneis que leeros el Articulo 18 de la Constitucion Española, que vuestros politicos en su dia aprobaron.
    Hay, leer, ese es el problema................


    ResponderEliminar
  6. magnifico, calma un poco la pena q sentimos los españoles que vivimos en Cataluña y nos sentimos despreciados y malqueridos por aquellos a los q, por nuestra educación, no podemos ni queremos despreciar ni odiar sino mas bien todo lo contrario; es como si te insultara tu propia familia ... en fin, sigue informándonos, por favor, ....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por su comentario, en breve volveremos a escribir analizando los últimos acontecimientos, aunque me temo que mis palabra no servirán de mucho a la situación. Son los mismos catalanes quienes han de buscar respuestas. Saludos

      Eliminar
  7. Me parece muy interesante el Blog. Estoy intentando formarme una opinión desde la distancia pues a pesar de haber tenido toda mi vida una sesancion de no pertenecer a ningun lado por haber vivido en varios lugares de España y el extranjero aun me sorprendo a mi misma alegrandome con los exitos deportivos internacionales espanoles y triste tras las ultimas elecciones al Parlamento Catalán dondo vivi de pequeña como muchos de padres andaluces. Aun me sorprende esa contradicción en mi misma de sentimentalidad tras pasar mas de 13 anos fuera de España. Estoy escribiendo un ensayo sobre el tema y me ayudaria que hubieses incluído tus referencias bibliográficas. Tambien estaria bien tener un apartado para deconstruir el nacionalismo español.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola London, disculpa no haber respondido hasta la fecha tu mensaje, no puedo actualmente hacer el seguimiento que me gustaría. Con respecto al tema de las referencias, he referenciado todos los escritos al final, con mayor o menor entrega.

      En este caso casi todo se ha obtenido del trabajo del artículo publicado en: SOLIDARIDAD.NET
      INMIGRACIÓN, NACIONALISMO y RACISMO. El caso catalán
      http://www.solidaridad.net/noticia/410/inmigraci-o-n-nacionalismo-y-racismo-el-caso-catalan

      Se encuentra debidamente referenciado.

      Agradezco el resto de consejos, solo pretendí realizar un blog informativo cuando observé que lo que estaba ocurriendo en Cataluña y lo que allí se explicaba de historia, estaba muy lejos de la realidad. Al final mi tarea se me fue de manos, y mira en lo que ha acabado. :)

      Eliminar
  8. Muy buen artículo; expones la Historia. Gracias.

    ResponderEliminar
  9. Menuda sarta de mentiras, vivo en Cataluña, la mitad de mi familia es de almeria, y nunca pero que nunca se an puesto con migo. Las unicas personas que sueñan con aplastar a alguien son los anticatalanistas. Tanto cuesta comprender que la unica situacion marginar que se da en Cataluña viene de parte de España. El problema esque mucha parte de la poblacion española nos tiene asco a los catalanes, nos llamais catalufos, y ya nos considerais unos bichos raros por querer a nuestra propia cultura. Siempre, cuando la gente se me dirije en castellano les respondo en castellano, ya que sabemos ambas lenguas. En las escuelas por parte del profesorado no se incita a nada, eso es mentira. Ya para terminar quiero finalizar diciendo dos cosas:
    La primera es que Cataluña es la comunidad que acepta mas refugiados hasta el momento.
    La segunda es que el motivo por ejemplo de que al final yo y mi familia nos ayamos buelto independentistas es por el mero echo de que españa nos nos acepta, nos repudia y nos odia por tener una cultura diferente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dios mio cuanto victimismo, una y otra vez.

      "La segunda es que el motivo por ejemplo de que al final yo y mi familia nos ayamos buelto independentistas es por el mero echo de que españa nos nos acepta, nos repudia y nos odia por tener una cultura diferente."

      Esta es una mentira, y bastante ridicula.
      Nadie os odia, nadie no te acepta.

      Yo soy italiano y he vivido en Cataluña. Y viajado un poco por otras partes de España. Y te puedo decir el opuesto de lo que dices tu. Es decir, nunca he visto ni conocido españoles que odian o repudian a los catalanes. Nunca, durante años.
      Y que las unicas manifestaciones de intolerancia que he visto en toda España, son las de los catalanistas.

      Lo que me impresionó es el llanto victimista de los independentistas, igual a lo que haces tu aquí, esta historia que cuentan que ellos solos quieren ser libres, y pobrecitos solo quieren una vida tranquila, mientras los demás los odian por solo ser catalanes, por solo querer a su tierra...y estos malos no los dejan en paz, no los dejan ser libres porque sonos unos fascistas, franquistas, españolistas.

      Curiosamente, los metodos y la doctrina catalanista, es muy parecida a la de estas dictaduras...cuando se le hace notar, o alguien los llama "nazi" a los catalanistas...vamos, victimismo de nuevo!
      "Nos dicen nazi porque nos quieren denigrar, quieren ponernos una etiqueta para hacernos parecer malos y equivocados, cuando de verdad somos solo gente que quiere la libertad"
      Este es el mensaje.

      Nadie que se pida si quizás quien te dice "nazi", lo hace porque la ideologia y las maneras de aplicarlas se parecen mucho.

      Nadie que se pida porque se llegue continuamente a mistificar y hasta inventar la historia, para justificar las acciones y la ideologia del separatismo catalano.

      Mentiras y victimismo. Esta es la base de cualquier nacionalismo, incluso el nacionalismo catalan.
      Que además utiliza normales y inevitables diferencias regionales, que hay en cualquier estado de Europa, para demonstrar que sois una nación diferente.

      Diferencias de idioma, de costumbres, de comida, de personalidad, de mucho otro...hay en cualquier region de Italia, de España, de Francia, de Alemania...y más.
      Cataluña nunca fue una nación, siempre fue parte de la que ahora es España.

      Las diferencias regionales que hay, son una riqueza que se puede mantener sin problemas haciendo parte del estado Español.
      Nadie os odia, dejais estas mentiras.
      Si os secais las lágrimas, a lo mejor conseguiréis ver el mundo por lo que es.

      Eliminar
  10. Si se mantiene tan unida a la que segun tu es la "españa indivisible" es por el echo de que siempre que lo a necesitado el govierno a echo uno de la fuerza

    ResponderEliminar
  11. Nazis? No me agas reir, se nota de vando se esta cuando alguien acusa de nazi a un movimiento enteramente pacifico. No me vengas con historias y cuentos de represiones. Aqui no se reprime a nadie

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Perdona pero el "movimiento enteramente pacifico" es ridículo.
      Terra Lliure era una organización pacifica? Se quedó 13 años y cometió 200 atentados. Ahora ya no hay este movimiento, pero recientemente, por ejemplo, las chicas de "barcelona con la selección" han sido golpeadas por cinco chicos por razones de independentismo.
      Para ti esto es pacifico?

      Querer prohibir el castellano, que además se habla desde más de 500 años en Cataluña, no es lo mismo que muchos catalanes lamentan que Francisco Franco hizo con el catalán?
      Esta es una imposición. No es un acto de violencia física, pero es una forma de dictadura linguistica.

      Sin hablar del delirio total de quien habla de una supuesta "raza catalana", diferente y mejor que los demás españoles. Quien es que hablaba de raza superior? Ah vale...

      No te he hablado de represión, te he hablado de doctrina y método de comunicación, basado en victimismo, creación de un enemigo externo único y exaltación de las virtudes y las calidades de todos los catalanes, en comparación con la dishonestidad y mentiras de los demás españoles.

      Para mi no hay una "España indivisible", he hablado de historia común por el echo de ser la misma península, y haber compartido historia, dominaciónes externas y internas, idiomas y cultura durante más de 2000 años.
      2000 años en que Cataluña NUNCA fue una nación.

      Eliminar
  12. Para terminar, solo escuchad las gravaciones que se icieron al ministro de interior y entonces reflexionad sobre quien esta usando el poder del estado para atacar

    ResponderEliminar
  13. Esas gravaciones verifican la existencia de la ostilidad que existe acia los catalanes. ¿Y no es suficiente? Pues escucha atentamente el fragmento en el que el ministro dice "nos emos cargado su sanidad"


    Desde luego mandan cojones, y nos decis nazis, es que no me lo puedo creer. Y ademas ni dimite ni nada, como se nota que el gobierno español esta podrido. Para ya que sea el colmo esas gravacionez lo unico que an echo es aumentar los votos del pp, como era de esperar.......

    Este pais me da cada vez mas asco

    ResponderEliminar
  14. Esas gravaciones verifican la existencia de la ostilidad que existe acia los catalanes. ¿Y no es suficiente? Pues escucha atentamente el fragmento en el que el ministro dice "nos emos cargado su sanidad"


    Desde luego mandan cojones, y nos decis nazis, es que no me lo puedo creer. Y ademas ni dimite ni nada, como se nota que el gobierno español esta podrido. Para ya que sea el colmo esas gravacionez lo unico que an echo es aumentar los votos del pp, como era de esperar.......

    Este pais me da cada vez mas asco

    ResponderEliminar
  15. Para terminar, solo escuchad las gravaciones que se icieron al ministro de interior y entonces reflexionad sobre quien esta usando el poder del estado para atacar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. 1) El nacionalismo catalán vive del victimismo, si el señor ministro se hubiera cargado vuestra sanidad, tus amados y liberadores políticos lo hubieran dicho miles de veces, denunciandolo ante el tribunal de la haya por crímenes contra la humanidad.
      2) La sanidad es una competencia autonomíca, si se va a la mierda es debido a la mala gestión de quien la dirige, en este caso la Generalitat de Cataluña.
      3) Si quereis dedicar mas dinero a la sanidad quitadselo a las subvenciones que dais a la propaganda del régimen.
      4) Nadie os odia por muchas pataletas que deis cegados por esta religión.
      5)Ningún Reich dura mil años.

      Eliminar
  16. Felicidades por el artículo, aunque quiero matizar que no es justo llamar colonias a los territorios españoles americanos. España no tenía colonias en América sino que eran territorios españoles de ultramar integrados en España igual que los territorios europeos, divididos en virreinatos y provincias igual que los territorios europeos. Sus habitantes -al contrario que en una colonia- eran tan españoles como los españoles peninsulares. Puerto Rico, antes de ser colonia estadounidense (o si se prefiere usesé el eufemismo "Estado Libre Asociado") era una provincia española. Y la Capitanía General de Cuba también era provincia española. Eran provincias, no colonias.

    ResponderEliminar
  17. ¿acaso yo que no soy catalán, tengo algún der,echo que no tenga un ciudadano catalán? o ¿un ciudadano catalán tiene alguna oblgación que no tenga yo también?
    Pero ante todo: lo que a todos concierne por todos ha de ser decidido. ¿puede ser que mi país, España, llegue a ser más pequeño, más débil y más pobre por la decisión de solo una parte y que el resto no tengamos derecho a decidir también?

    ResponderEliminar
  18. Cuando un se independiza un pais, no lo decide todo el, si no la parte que se quiere independizar

    ResponderEliminar
  19. Joder pero que cojones os pada, ¡¿raza catalana?! Venga ya, no existe tal cosa. Por el amor de diosssssss si aqui no ay casi nadie que no tenga mezcla de sangre con andalucia, murcia, o cualquier otra parte

    ResponderEliminar
  20. Y eso que decias de terra lliure, enserio? Eran terroristas, y los que agredieron a esas chicas eran unos hijos de puta. De cabronazos existen en todas partes y estos iban con la escusa del independentismo

    ResponderEliminar
  21. Y ya para colmo tenemos lo del castellano. Que lo estamos proibiendo, esque me parto el culo con ustedes, joder, todos en Cataluña ablamos castellano, la fomentacion del catalan es importante porque muchisima gente lo usa de lengua secundaria o directamente no la abla. Seamos razonables, podeis no estar deacuerdo con el proces, pero porfabor no nos taches de nazis a la ligera. Es como si yo dijo que todos ustedes son falangistas, no seria justo y lo sabeis

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    2. nazis eran los alemanes, nadie dice que eres nazi. En todo caso, en la Alemania de los años 30 mucha gente votó a Hitler pensando que era bueno, incluso fue propuesto para el Nobel de la paz. Se creyeron todo lo que les dijeron, pensando que con Hitler volvería a prosperar la economía y la vida social, la mayoría no tenía ni idea de lo que estaba votando, y de saberlo casi nadie lo habría votado. Pero sus métodos de adoctrinamiento a través de la psicología social fueron muy eficaces, estos mismos métodos son los que usan los catalanistas que venden el independentismo, y la gente que lo compra pica fácilmente en la trampa, no digo que esto vaya a acabar como lo de Alemania pero en esencia es lo mismo, es un ultranacionalismo de corte neofascista. El hecho de que la gente caiga en la trampa no quiere decir que lo haga conscientemente.

      Eliminar
  22. En la vida real, Murk, las cosas no suceden por el infantil deseo de que sucedan. El deseo no crea derecho.

    ResponderEliminar
  23. A ver si ahora, Murk:querer o desear que algo sea cierto, no tiene fuerza probatoria para demostrar que lo es (sea yo o seas tú el que lo queramos).

    ResponderEliminar
  24. Murk, poco me importa las razones o falsas creencias que los tuyos tienen en contra nosotros los catalanes de verdad, sólo se una cosa, como oseis quebrantar el pacto de sangre que nuestros ancestros catalanes fundaron por una España unida, preparados porque el fuego del infierno caerá sobre vuestras cabezas y lo que hoy son palabras mañana será sangre y acero

    ResponderEliminar
  25. Pero q estas diciendo? Sangre, provar buestro acero? Solo sabeis amenazar? Nosotros usamos el pacifismo, vosotros la vil violencia.

    ResponderEliminar
  26. Y nos acusais de nazis....... Esto me aze llorar

    ResponderEliminar
  27. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  28. El mensaje desde luego a quedado claro, simplificando, nos declaras la gerra?

    ResponderEliminar
  29. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  30. Pero q estas diciendo? Sangre, provar buestro acero? Solo sabeis amenazar? Nosotros usamos el pacifismo, vosotros la vil violencia.

    ResponderEliminar
  31. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  32. Tu si q eres un puñetero neonazi

    ResponderEliminar
  33. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  34. Cataluña tiene una voluntad de auto-gobernarse que no le viene de ayer: el catalanismo, mayoritario y transversal a izquierda y a derecha, tiene dos siglos de historia a sus espaldas. La última vez en que se trató de conseguir el famoso "encaje" del auto-gobierno catalán dentro del marco del Estado autonómico fue con el nuevo Estatut aprobado por el Parlamento catalán en 2005, solo para ser recortado primero en las Cortes Españolas en 2006 y por el Tribunal Constitucional en 2010. Ahora que una amplia mayoría de la sociedad catalana, independentista o no, aspira a la celebración de una consulta democrática sobre la independencia, PP y PSOE (y UPyD) son unánimes en su respuesta: "no." Lo cual, paradójicamente, no ha hecho sino confirmar a cada vez más gente precisamente la convicción que está en la raíz del auge del independentismo: que, dentro del Estado español, no hay manera de que las decisiones democráticas de la ciudadanía de Cataluña se respeten.

    ResponderEliminar
  35. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  36. Sabes acaso la democracia el biwn q a echo a este mundo? Lo me jor que nos a pasado en la historia, la unica forma de libertad q tiene el pueblo y q tanto nos a costado de optener...... Y ahora vas tu un puto franquista de los cojones y nos dices que la democracia es mierda?! Eres basura

    ResponderEliminar
  37. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  38. Me esyas diciendo algo asi como q los judios y los masones estan intaurando un nuevo orden mundial?

    ResponderEliminar
  39. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  40. El holocausto es ingustificable, eso fue un exterminio en masa

    ResponderEliminar
  41. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  42. Joder ahora los catalanes pasamos de ser nacis a judeo masones, no me agas reir. Y ni se te ocurra manchar el buen nombre de lluis compañs el fue un heroe y murio a manos de los cerdos franquistas q bo son otra cosa que unos cazurros devpueblo quicos religiosos extremos y incultos

    ResponderEliminar
  43. Lluis Companys fue un puto heroe y siempre lucho al lado de la rwpublica

    ResponderEliminar
  44. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  45. Muy bonito, sobretodo la coletilla de cara al sol q as puedto al final

    ResponderEliminar
  46. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  47. Hola, tengo una duda. En tu texto dices lo siguiente:

    "Las naciones tal y como hoy las conocemos, son una invención de principios de s. XIX, una vez la monarquía fue destruida por la revolución francesa. Se había de justificar la unidad entre territorios que históricamente se habían mantenido unidos bajo la figura de un rey, cuando el rey ya no existía. El nexo de unión se convertía ahora en la nación. Fue una idea liberal, en la que teóricamente esa nación nacía de la voluntad de los pueblos de estar unidos"

    Mi duda: ?que pasa cuando uno de estos pueblos, que se unieron libremente (o no) a otros pueblos para formar la nación, se plantea un posible cambio de statu quo?

    El sentido común dice que dicho pueblo debería poder decidir sobre la relación que quiere mantener con el resto de pueblos, verdad? Y más ahora que las cosas ya no se deciden montando guerras por y para las élites, si no desde la gente de forma pacífica y democráticamente.

    Por otro lado, el sentimiento de permanencia a un pueblo cambia a lo largo de la historia. No se queda anclado a lo que podemos aprender del estudio de la historia (escrita casi siempre por el bando ganador). Hoy podemos decir que nos sentimos europeos por ejemplo, y que nos esforzamos para hacer de Europa un sitio mejor para todos nosotros. ?Podemos hablar entonces de un pueblo europeo en su conjunto?

    Incluso podemos no sentirnos parte de una nación ya existente sin necesidad de sentirnos de ninguna otra.

    Al fin y al cabo, los estados no dejan de ser una organización administrativa territorial. Si estas bien administrado, o ves posibilidades de mejora, no quieres irte.

    Que ha pasado en Cataluña para que un 80% de la población quiera consultarse a si misma?

    El argumento de la propaganda y del adoctrinamiento puede ser convincente, pero no creo que la gente que vive en Cataluña sea más "borrega" que en otros lugares. ?Quiere decir entonces que todos estamos afectados por la propaganda o el adoctrinamiento venga del lado que venga?

    Desde mi punto de vista, si el argumento se basa en el "control de las masas" creo entonces que todos y cada uno de nosotros estamos "controlados". No vale sólo para la gente que vive en Cataluña (47%, 80%, no importa).

    A parte.. Si nos fijamos en la cantidad de medios de comnicación que se consume en Cataluña... El 80% son canales estatales. ?Esto significa que la poca presencia de los medios sólo Catalanes tienen un poder de convicción arroyador?

    ResponderEliminar
  48. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar